Cada vez que te sientes triste o sin energías, repite estas 6 frases de poder curativo

Es inevitable encontrar obstáculos que parecen siempre mas difíciles de superar conforme avanzamos en la vida. Incluso, sabiendo bien que aquello es solamente una pausa para encontrar las energías y retomar el camino.

Así que, para recargarnos, debemos alimentar nuestra fuerza interior con dosis masivas de positividad, para empujar en alto nuestros niveles de confianza y autoestima.

Aquí hay 6 frases que es útil repetirnos a nosotros mismos, para poder aumentar las propias energías mentales y espirituales y retomar la persecución de nuestros objetivos.

1. “QUIERO HACERLO”. Tenemos un objetivo claro y estamos determinados en lograrlo: “querer” indica propio que estamos dispuestos a meter todo de nuestro empeño, porque reconocemos nuestras competencias y habilidades y sabemos que podemos tener suceso.

2. “PUEDO LOGRARLO”. Reafirma el concepto entendido en la primera fase: tengo todas las cartas en regla para lograr mi objetivo. Superar la dificultad sabiendo que tenemos los instrumentos necesarios hará mas fáciles las cosas.

3. “TODO PASA”. Es una verdad absoluta, aunque también puede ser difícil admitirlo. No todo depende de nosotros, entonces, una vez que somos conscientes de nuestras capacidades y del empeño que nos ponemos, debemos darnos cuenta que, si no logramos superar un problema, ello podría fluir con el tiempo, o mutar, transformándose. Significa tener un enfoque positivo a la vida, y ayudar a mirar con confianza el futuro sin perder el ánimo.

4. “ME LO MEREZCO”. Permite reconocer las propias virtudes y los propios puntos de fuerza, así como nuestros esfuerzos y todo el camino hecho hasta aquel momento: es una potente fuerza que empuja y nos da coraje para proseguir, confiados en un mañana.

5.”AMO LA VIDA”. Por cuanto las dificultades delante de nosotros puedan aparecer grandes, necesitamos recordar que el premio es inconmensurablemente más grande: estar felices y en paz con nosotros mismos y los demás. Porque cuando realizamos nuestros sueños, todo se convierte en más hermoso, haciéndonos amar todavía mas la vida – solo necesitas recordártelo.

6. “YO SOY UNA BELLA PERSONA”. ¡Reconócelo! A veces nos dejamos derrocar por los malos juicios que otras personas expresan sobre nosotros: no los escuchemos. Quienes nos aman realmente nos sostienen, porque conocen nuestras cualidades, nuestros esfuerzos y todo lo que hemos pasado para lograrlo. Aléjate de las personas que te envenenan la vida, causándote estrés, rodeado de quienes te aman y aprecian. Y sobre todo, ámate, recordando lo bella que es tu esencia.