Un destino turístico de fama mundial, corre el riesgo de ser la primera ciudad en quedarse sin agua para finales del mes de marzo.

Ciudad del Cabo, la segunda ciudad más poblada de Sudáfrica con 4 millones de habitantes, está al borde de la crisis por falta del vital líquido.

Son dos factores lo que están influyendo en este grave problema, la ciudad lleva tres años con precipitaciones muy bajas, y a esto hay que agregar que el consumo de su población ha crecido.

Para evitar esta catástrofe, el gobierno de la ciudad ha pedido a sus pobladores y visitantes reducir su consumo de agua y no usar más de 87 litros diarios.

Además implementó dos proyectos, uno para extraer agua subterránea y otro que busca la desalinización de aguas marítimas, pero ambas opciones no están listas y aún falta tiempo para que puedan funcionar.

Los niveles de las represas que alimentan la Ciudad de Cabo por ahora se mantienen a un 29.7% de su capacidad, si las acciones que está tomando el gobierno no tienen éxito, las represas llegarán a una capacidad del 13.5% de abastecimiento, y los habitantes tendrán que recoger agua en 200 diferentes puntos de la ciudad.

En el intento por no llegar a eso, ciudadanos y turistas tienen que limitar la ducha, cerrar el grifo cuando se cepillen los dientes y evitar, en la mayor medida posible, tirar el agua del inodoro. Además, está prohibido regar los jardines, lavar los autos o llenar las piscinas.

¿Cuál sería tu reacción si en el lugar donde vives te dieran la noticia que podría terminarse el agua?

Fuente: Selecciones México