Recupera la calma en poco tiempo con estos 5 consejos

Formas de recuperar la calma en poco tiempo

Estar en calma con nosotros mismos y con los demás es algo que en ocasiones es muy difícil de conseguir, esto debido a que hay una gran cantidad de situaciones que nos “sacan de nuestras casillas” y nos es muy difícil mantener la calma.

Si eres de los que con cualquier cosa pierden la calma con facilidad, te daremos a conocer una serie de formas con las cuales vas a poder recuperar la calma en poco tiempo.

Formas de recuperar la calma en poco tiempo

Formas de recuperar la calma en poco tiempo

1. Respira de forma consciente

Lo primero que debes hacer es respirar de forma consciente, para ello deberás llevar la respiración hacia el abdomen, y después, llevando la respiración hacia el área de tu corazón. Observa cómo los latidos se van haciendo más lentos y cómo cambia tu estado de ánimo cuando esto ocurre.

2. Escucha música

La música siempre ayuda a mantener la calma, para ello escoge dos o tres canciones que te encantan y te ponen feliz. Escúchalas, siéntelas y cántalas. Tu mente asociará esas canciones a un estado positivo. Cuando te sientas estresada, con angustia o ansiedad, pon una de esas canciones y observa cómo tu estado de ánimo cambia.

3. Repite afirmaciones

Puedes acompañar cualquiera de las técnicas anteriores con unas afirmaciones que sean relajantes y/o útiles para ti. Algunos ejemplos: No tiene ninguna importancia, soy capaz de mantener la calma, soy mucho más importante que esta situación, mi felicidad es mucho más grande que esto, puedo aceptarlo y decido hacerlo, esto también pasará.

4. Prioriza

Cuando perdemos la calma es debido a que la mayoría de las veces nos sentimos estresados porque tenemos la sensación de tener que hacer muchas cosas al mismo tiempo. Prueba simplemente a escribir en un papel las actividades pendientes por orden de importancia, toma consciencia de que sólo la puedes hacer de una en una, y alégrate de saber que vas a dedicar tu tiempo a lo que realmente importa.

5. Busca aromas naturales

Por último, pero no menos importante, te recomendamos utilizar aceites esenciales de pino, romero, tomillo, lavanda, rosa… Escoge alguno que te guste especialmente y llévalo contigo en el bolso. Ponte un par de gotas en las palmas de las manos, extiéndelo y llévalas hacia la nariz, mientras inspiras y exhalas durante un minuto, preferiblemente con los ojos cerrados.

¡Si te gustó la publicación apóyanos con un Like y deja tu comentario!

By Tío Gutenberg

Desde que inventé la imprenta no he parado de publicar mis pensamientos y la de mis amigos escritores en http://facebook.com/LibreroGutenberg