Cuando llevas un tiempo saliendo con tu pareja, el siguiente paso que se suele dar es convivir con la familia, lo cual no puede ser tan sencillo para algunas personas, ya que en ocasiones la familia pone resistencia.

¿Qué puedo hacer para ganarme a la familia de mi pareja? Pues en este artículo te daremos a conocer una serie de consejos que puedes aplicar, pero lo más importante es que te encuentres lo más relajado y no intentar se otra persona, de esta manera la convivencia se irá dando poco a poco.

Consejos para que te ganes a la familia de tu pareja

Consejos para que te ganes a la familia de tu pareja

1. Respeto

Es necesario esforzarse en respetar las costumbres diferentes a las tuyas, es normal que en ocasiones estas no te agraden, pero debes esforzarte en no entrometerte en su estilo de vida, no intentes cambiarlo, puede que tal vez no lo comprendas, solo respétalo y no habrá problemas.

2. Negocia

Para que no surjan problemas en cuanto a la convivencia con las familias deben de negociar y llegar a acuerdos, por ejemplo cuando vayan a visitar a su familia, o en fechas especiales por ejemplo, pueden pasar Navidad con su familia y año nuevo con la tuya.

3. Inteligencia emocional

Desde el primer momento apuesta por llevarte bien con tu familia política, puedes concentrarte en las cosas que tienen en común. Evita los temas que serán objeto de discordias y en caso de que surjan inevitablemente, trata de tolerar y ceder, puedes llevarte muy bien con ellos.

4. Da el ejemplo

Debes de comportarte con su familia de la misma manera en que esperas ser tratado por ellos, no puedes exigir respeto si tú no lo ofreces.

5. Evita comparaciones

Es esencial que no hagas comparaciones de su familia con la tuya, evita señalar las diferencias, eso solo traerá conflictos, tratar de demostrar que tu familia es mejor no tiene cabida.

6. Cuidado con el alcohol

Sabemos que el alcohol es un desinhibidor, en festejos donde haya bebidas debes de cuidar muy bien tu consumo, hay quienes ya con unas copas encima se animan a revelar indiscreciones o a hacer reclamos, eso es muy penoso.

Ahora que ya leíste los consejos, es momento de ponerlos en práctica la próxima vez que te toque convivir con la familia de tu pareja. ¡Si te gustó la publicación apóyanos con un Like y deja tu comentario!